En Casa Requejo ofrecemos las mejores soluciones en productos para baño, cocinas y diferentes espacios para el hogar como los grifos que necesitan de un mantenimiento periódico para evitar el desgaste que puede ocasionar un mal funcionamiento.


A continuación, te ofrecemos algunos tips que te ayudarán a cuidar cada detalle de ellos.


LIMPIEZA SUPERFICIAL
Es un punto básico para la conservación de los grifos, incluye secar los residuos de agua tras cada uso, utilizando un paño de microfibra. Este proceso de secado impide que los componentes del agua se sedimenten y manchen la superficie. Así que en todo caso hay que evitar la acumulación de líquido, ya que trae como consecuencia la pérdida del brillo de los grifos y una rotura y oxidación.

Recomendaciones:
-Evita el uso de productos abrasivos que contengan amoniaco y ácidos
-Evitar el uso de fibras, detergentes, solventes y pulidores.
-Utiliza solo agua y jabón basta para limpiar tu grifería.
-Cuando salgas de casa rocíale aerosol de silicona y luego los dejas envueltos con plástico.


LIMPIEZA PROFUNDA
Es de mucha importancia mantenerla ya que permitirá que el agua fluya correctamente. El filtro tiene la función de atrapar los materiales del agua, y si no le damos el mantenimiento adecuado se puede obstruir, para limpiar el filtro y la rejilla es necesario desensamblar la pieza del cuerpo del grifo. Al extraer la pieza, se coloca bajo el chorro, para eliminar los residuos que pueda tener.

Recomendaciones
-Elige piezas de calidad.
-Los grifos con materiales de latón y cobre son mucho más duraderos y funcionales.
- Al instalar los grifos, debes tomar en cuenta factores como la compatibilidad del sistema de tubería.
-Cuida de no apretar demasiado las tuercas, ya que forzándolas podrías ocasionar averías.